Carlos Playà i Maset es elegido primer decano del Colegio de Enólogos de Cataluña.

 

El pasado 5 de julio, en el Monasterio de Polet de Tarragona, Carles Playà i Maset fue elegido primer presidente decano del Colegio de Enólogos y Enólogas de Cataluña (CEEC) tal y como recoge la revista enólogos.es en su artículo de portada.

La Asamblea constituyente, formada por 400 profesionales, aprobó por unanimidad el informe de la Comisión Gestora, el programa de actuaciones y el presupuesto presentado por la Junta entrante encabezada por Carles Playà, un referente del asociacionismo enológico catalán que desempeñó el puesto de presidente de la Asociación Catalana de Enólogos (ACE) entre 1994 y 2006.

 

noticiasp 162 00709 B
El decreto de creación del Colegio de Enólogos y Enólogas de Cataluña, fue aprobado el día 9 de abril de 2013 por el Govern de la Generalitat, tras largos años de trabajo. La nueva etapa que inicia el colectivo está dirigida por una Junta Directiva, encabezada por Carles Playà i Maset, a quien acompañan Jordi París i Peralba (vicepresidente-vicedecano), Germán Esteban Ibernón (secretario), Oriol Guevara i Sendra (tesorero) y los vocales Montserrat Mallen i Vivó, Antoni Cantos i Llopart, Joan Miquel Canals i Bosch, Emili Esteve i Puntí, y Pedro Campos i Osuna. De estos nueve miembros, tres han ocupado el cargo de presidente de la ACE, ya que además del propio Carles Playà (1994-2006) también estuvo al frente de la asociación Oriol Guevara (2006-2010) y lo está en la actualidad, desde el pasado mes de febrero, Antoni Cantos.

La primera Junta Directiva del CEEC es heredera directa de una Comisión Gestora que ha trabajado durante los últimos tres años para conseguir la aprobación del Colegio profesional, donde la selección del abogado que ha asistido al proceso de la creación del colegio, redactó los estatutos provisionales, su revisión, y dedicó una atención especial al estudio de las relaciones entre el Colegio de Enólogos y Enólogos de Cataluña y la Asociación Catalana de Enólogos, un asunto crucial para el que contactó con otras entidades de características similares, como el Colegio de Ingenieros Industriales y la Asociación de Ingenieros Industriales, con el fin de conocer de primera mano sus experiencias.

Asimismo, la Comisión Gestora realizó “prospecciones para integrar el máximo de componentes no habilitados de la ACE en el CEEC” y mantuvo reuniones con universidades para crear posibles pasarelas ad hoc que permitan el acceso al Colegio de asociados que, en un primer momento, no reúnan los requisitos exigidos para la colegiación.

Durante el acto de presentación del nuevo decano, se reconoció la trayectoria de Carles Playà en defensa de los enólogos catalanes, ya que en 2011, la ACE distinguió al ahora decano con el galardón a la Mejor Trayectoria Profesional “por la constante y coherente línea de trabajo en la empresa y por su perseverancia al frente de la Asociación Catalana de Enólogos” a lo largo de los años, un período durante el que la ACE mantuvo un tenso pulso con la Federación Española de Asociaciones de Enólogos (FEAE).

Desde el Colegio de Enólogos de Castilla-La Mancha deseamos la mejor trayectoria al nuevo decano y al nuevo Colegio de Enólogos y Enólogas de Cataluña en esta nueva etapa en defensa de la ética, profesionalidad y reconocimiento de atribuciones profesionales en el sector del vino ante las Instituciones y en fomento de la Cultura del Vino.